EPLINE son hilos tensores de la más alta calidad del mercado internacional que están compuestos de PDO (polidioxanona) que se implantan en la dermis con una aguja o cánula guía, activando los fibroblastos (para generar colágeno y elastina) provocando así un efecto lifting instantáneo, moldeando naturalmente el rostro o cuerpo del paciente.
Los hilos tensores EPLINE son reabsorbibles de forma inocua para el organismo en un plazo aproximado de 6 meses. El efecto lifting tiene una duración, dependiendo del área de aplicación (facial y corporal) de entre 12, 18 y 24 meses.
Su aplicación es rápida y simple, no produce cortes, cicatrices ni marcas. Es un tratamiento seguro y rápido.

Descargar Brochure

PDO es un material empleado con frecuencia en las suturas de cirugía cardíaca, ya que potencia la cohesión de las células. Este material es totalmente compatible, reabsorbible y estéril.
En el nivel subcutáneo, la polidioxanona genera una fibrosis o proceso reparativo a su alrededor, lo que desencadena la producción de nuevas fibras elásticas de colágeno y elastina.

  • Redensificación cutánea: los hilos estimulan los fibrocitos, que producen colágeno y elastina. Estas fibras aumentan la elasticidad y la densidad de los tejidos.
  • Firmeza (efecto lifting): el colágeno y la elastina nuevos actúan como una red de soporte para la piel, por lo que la flacidez disminuye y la piel recupera firmeza.
  • Tersura y luminosidad: los hilos estimulan también la microcirculación de la zona, por lo que la piel está más oxigenada, tersa y luminosa.
  • Prevención: la revitalización de los tejidos ralentiza el avance del envejecimiento y la flacidez.